Skip to content
Estrategias de retención de personal
Compartir

Regístrate

Mantente actualizado con las últimas noticias relacionadas con Capital Humano.

Los cambios que ha traído esta nueva normalidad han incidido de diferente manera en cada uno de nosotros y, en la mente de los encargados de las áreas de Talento o afines, han generado la necesidad de mejorar su retención de personal, aún en medio del creciente desempleo.

¿Cómo es que, en medio de la más grande pérdida de empleos de la Historia reciente en México, necesitamos prestar atención al tema de la retención de personal?

Pudiéramos estar tentados a pensar que, con el desempleo en sus niveles actuales, ningún empleado pensaría en renunciar. Es una suposición válida, sin embargo, ¿qué hay de la fuga de talento? Veamos a continuación una breve tipificación de empleados para entender los riesgos que esto implica.

Tipos de empleado según su nivel de satisfacción laboral actual

Cierto: hay quienes se han sentido más productivos y completamente adaptados a la contingencia, trabajando ahora desde casa, proclamando que el día les “rinde más”, al eliminar los tiempos de traslado, de hasta dos horas y media para la Ciudad de México y su Zona Metropolitana, por ejemplo.

En el otro extremo, están aquellos que desafortunadamente han perdido su empleo y por ende su fuente de ingresos, con todas las afectaciones económicas, emocionales y sociales que esto conlleva.

En el medio, quedan todos los trabajadores que están siendo afectados en uno o más niveles y que hacen acopio de toda su resiliencia para superar los escollos a los que se enfrentan diariamente, con niveles oscilantes de satisfacción laboral.

Pero también debemos considerar a otro grupo más: todos los colaboradores que, debido a las nuevas condiciones laborales alrededor del mundo y de las principales economías, están recibiendo constantemente nuevas ofertas de trabajo, incluso muchas de ellas off-shore: empresas de otros países que buscan empleados fuera de sus fronteras, gracias a la globalización y acelerada digitalización.

Este tipo de talento, que era escaso de por sí en condiciones “normales”, han cobrado mayor importancia en la nueva normalidad, ya sea porque cuenta con competencias digitales que los hacen destacar en la era del teletrabajo o, en el espectro usualmente visto como contrario (más bien complementario), aquellos con soft skills plenamente desarrolladas, que han demostrado ser sumamente importantes en el contexto actual.

En este blog post te daremos siete estrategias de retención de talento pensadas para en nuestro contexto de contingencia sanitaria, para que puedas mantener dentro de tus filas a las personas que hacen que tu organización continúe operando en condiciones extraordinarias.

Estrategias de retención de personal

1.- Mantén un lugar de trabajo en condiciones de máxima higiene.

Si tu industria implica necesariamente el retorno al centro de trabajo, está por demás decir que debes atender todas las medidas sanitarias, no sólo para mantener tranquilos a tus colaboradores, sino para evitar cuantiosas multas.

La Organización Mundial de la Salud nos da los siguientes consejos para mantener la higiene en tu lugar de trabajo:

  • Prepara un protocolo para que quienes presenten el mínimo síntoma relacionado con COVID-19, se retiren a su casa y permanezcan en ella hasta descartar un posible contagio.
  • Promueve la higiene respiratoria con disponibilidad de pañuelos y cubre bocas adecuados para prevenir contagios del nuevo coronavirus
  • Promueve el lavado de manos adecuado y brinda gel antibacterial en los accesos y salidas del lugar de trabajo
  • Recuerda limpiar las superficies y objetos de uso común regularmente con algún desinfectante
  • Difunde entre tus empleados la necesidad de cumplir con las restricciones de movilidad y reuniones, y procura evitar los viajes de trabajo
  • De ser posible, brinda la posibilidad de trabajar desde casa al mayor número posible de la plantilla

2.- Diseña un paquete de beneficios ad-hoc al contexto

Las afectaciones psicosociales, emocionales y a la salud, son elementos que hoy han adquirido un nivel de importancia preponderante cuando se trata de mantener satisfechos y seguros a nuestros colaboradores.

De ser posible, integra en tu paquete de beneficios atención médica en modelo de telemedicina y atención psicológica, dos beneficios que apenas comienzan a ser considerados por un gran número de organizaciones, lo que te dará una ventaja frente a otros posibles empleadores.

Además, considera también el hecho de poder ofrecer beneficios de tipo wellness o fitness. En Brivé®, por ejemplo, tenemos a nuestra wellness coach que nos da clases de yoga e incluso talleres de alimentación.

3.- Implementa un espacio para reconocimientos laborales

La moral de los equipos y colaboradores está muy comprometida en estos momentos de incertidumbre generalizada. Una buena forma de levantar su ánimo y hacerles ver que se les valora dentro de la organización es dedicar un espacio para reconocer públicamente su labor.

No es necesario que sea un espacio físico, puede ser un boletín vía correo electrónico o un lugar en algún micrositio o intranet. Nosotros desarrollamos un buzón que, como parte de sus funciones, tiene la de dar reconocimiento a los compañeros, y que de hecho es extensible incluso a clientes, proveedores, socios y demás personas asociadas a la operación de tu organización.

Si quieres conocer más sobre este buzón, haz clic aquí y conoce Exprésate24h.

4.- Vigila la relación objetivos-recursos

Puede parecer una obviedad, pero te sorprendería saber cuántos empleados se sienten frustrados porque no cuentan con las herramientas necesarias para poder cumplir con las metas u objetivos que les han sido fijados.

Muchas veces ahorrar en los insumos para que nuestros colaboradores cumplan con lo que se les requiere puede representar gastos aún mayores por rotación temprana, así que no escatimes en los recursos que debes dar a tus trabajadores para que puedan cumplir su función a cabalidad.

5.- Comunica de forma clara, constante y honesta

Imagina las 1001 preocupaciones que pasa por la cabeza de tu staff. Es fácil, porque tanto tú como ellos las tienen en estos momentos, ¡es normal! Esas preocupaciones se deben claro a la incertidumbre que nos permea a todos y de la que ya hablamos.

Es como si fuéramos caminando con los ojos vendados en un sendero desconocido; de repente, no sólo debemos andar ese camino, sino que debemos correr en él, ¿no te gustaría que hubiera una voz, o dos, o varias, para que pudieran entre todas, desde su posición, ir construyendo un mapa mental del camino en el que se encuentran?

Eso aportaría certidumbre y seguridad; ese es el efecto de la comunicación clara, constante y honesta. Es lo que los líderes y encargados de las áreas de Capital Humano deben hacer hoy, más que nunca: comunicar, comunicar y comunicar; ¡y más vale hacerlo bien, recurrentemente y con franqueza!

6.- Haz evaluaciones

Desde luego que no podríamos dejar a las métricas de lado en la era de la información. Ya sea en formato digital o “a la antigüita”, esta información es clave para conocer qué estás haciendo mal, para dejarlo de hacer y mejorar, y qué estás haciendo bien, para continuar y replicar en otros ámbitos.

Nosotros desarrollamos un nuevo Estudio de bienestar laboral recientemente, que incluimos en nuestra solución Entorno+®, que evalúa a través de 25 preguntas en escala Likert cinco indicadores clave en estos tiempos: liderazgo, resiliencia, salud mental y física, recursos y herramientas, y percepción sobre los protocolos en la organización.

Así, en sólo 10 minutos podemos tener una visión clara de lo que piensan nuestros equipos durante esta pandemia y poner manos a la obra; el tiempo de aplicación se facilita ya que es autoaplicable, lo cual también favorece la apertura y disminuye los sesgos por temor a la coacción en las respuestas.

7.- Cuida que la carga de trabajo esté en niveles aceptables

Quizás has leído los múltiples artículos en línea como este que indican que la productividad durante la pandemia aumentó.

Sin embargo, en el más reciente Foro Económico Mundial (que usualmente era llevado a cabo en el sky resort de Davos, Suiza, y que esta vez fue virtual) se mencionó que esta tendencia esta perdiendo fuerza.

Un análisis sostiene que fue la adrenalina inicial del efecto de la pandemia la que conllevó esta “sobreproductividad”, si queremos llamarla así. Y es que claro, es difícil mantener ese ritmo, especialmente cuando el mundo alrededor ya no es el mismo.

Aún es bastante temprano para poder adelantar conclusiones sobre si la pandemia nos hizo más productivos, si fue sólo momentáneo, o si lo momentáneo es el bajón y se volverá a los mejores niveles de productividad durante la contingencia sanitaria por COVID-19; lo cierto, es que no se debe poner el nivel de producción por encima del nivel de bienestar de los colaboradores.

En el caso de México, ser la ciudad que más horas al año trabajo de toda la OCDE, con una de las vacaciones más reducidas de todo el mundo y, encima, con una de las poblaciones más abatidas por el SARS-CoV-2, nos recuerda aún más que esto sería insostenible, porque de por sí la carga y el estrés laboral era un problema medular en nuestro país.

Por ello, desde el año 2018 se promulgó la NOM-035, diseñada para paliar los riesgos psicosociales con motivo del trabajo. Su entrada en vigor fue el pasado 23 de octubre de 2020, lo que implica que su aplicación ya es de carácter obligatorio en todo lo largo y ancho del territorio nacional.

Si no la has implementado, entonces ya vas tarde: está incumpliendo con tu talento, y además con la Ley, lo que podría acarrearte multas de hasta $500 000 MXN, y con la situación económica actual, es un “lujo” que no nos podemos dar.

Para ayudarte a dar el primer paso en el cumplimiento de esta Norma Oficial Mexicana, te invitamos a descargar nuestra guía al final de esta publicación NOM-035: 23 preguntas a resolver antes del 23 de octubre. Es cierto que la fecha ya pasó, pero ya sabes lo que dicen: es mejor tarde que multa, ¿o cómo era?

Ahí tienes siete estrategias de retención de personal que pueden ayudarte a mantener dentro de tu organización a quienes hacen que las cosas sucedan: tu mejor talento.

Descarga a guía. NOM-035: 23 preguntas a resolver.

Recomendado para ti